¿Deberías estudiar medicina en Honduras? ¿En cuál universidad?


Una interrogante que debe desencadenar una profunda reflexión en aquellos que sueñan con ejercer esta carrera. Estudios señalan que las personas que estudian o ejercen esta profesión poseen en promedio un coeficiente intelectual superior a 130, lo cual representa el 2.5% de la población mundial (Hauser, 2002). Dentro de esta categoría también se encuentran profesionales del derecho, ciencias y profesores universitarios.


Esta carrera conlleva bastante retos sin importar el país o tipo de universidad debido a la naturaleza que conlleva y responsabilidad constante en todos los niveles de formación. Por lo cual, decidir si hacerlo o no depende de muchos factores al momento de tomar una decisión tan importante que definirá el resto de nuestra vida. El factor económico será el principal elemento por considerar, la longitud de la carrera ofrece un reto económico importante especialmente para estudiantes originarios de ciudades donde no hay escuelas de medicina por el costo que esto representa, este elemento también entrará en juego al momento de elegir la universidad. Por otro lado, existen factores no académicos particulares de cada universidad, las disputas sociales y políticas a lo internos de la UNAH pueden ser un aspecto desalentador para elegir esta universidad si el factor económico no representa un reto mayor.


En términos académicos las tres universidades poseen atributos dignos de resaltar, para empezar la escuela de medicina de UNITEC posee un modelo curricular integral siguiendo las pautas internacionales más exitosas en educación médica con un sistema de simulaciones importantes lo cual influye en la evaluación formativa de los estudiantes, seguido encontramos la escuela de medicina de UNICAH que posee un plan de estudios similar al de la UNAH con la ventaja de sus simuladores como lo mencione anteriormente. Por último, pero no menos importante, la escuela de medicina de la UNAH posee una trayectoria importante que se debe reconocer que le otorga una experiencia inigualable en comparación a las otras dos universidades.


Si no existieran elementos no académicos y económicos a tomar en consideración al momento de elegir la universidad y nos enfocáramos en los componentes académicos y para que contexto está orientada la formación médica por parte de cada universidad podría argumentar que la UNAH es la mejor escuela de medicina para el país, pero no la mejor escuela de medicina del país.


Probablemente piensen que mi sentido de pertenencia a la escuela de medicina tiene algo que ver en este argumento, pero lo contrario, contribuye a tener un panorama imparcial desde una perspectiva de educación médica y no de un egresado de esta escuela. La educación médica tiene como eje central al paciente, la UNAH actualmente se desarrolla en función del actual sistema de salud no el sistema de salud que deberíamos tener, de ahí el primer elemento de mi argumento ‘’la mejor escuela de medicina para el país’’, en cambio la escuela de medicina de UNITEC se desarrolló pensando en sistemas de salud integrales de primer mundo siguiendo metodologías que son tendencia en la educación médica del siglo 21, la cual en mi opinión podría ser ‘’la mejor escuela de medicina del país’’, lo cual trae consigo un reto importante para sus futuros egresados al enfrentar a un sistema de salud para el que no fueron formados. La escuela de medicina de UNICAH se encuentra en un limbo entre querer ser innovadora y continuar con viejas costumbres obsoletas que la educación médica hace 30 años denomino inefectivas para la medicina del siglo 21.


Dependiendo de a que escuela pertenecen pueda que lo vean desde una perspectiva diferente. Recuerden que si tienen la oportunidad de salir a estudiar al exterior no los recordarán o reconocerán como egresado de X o Y universidad, pero si como Hondureños. De aquí quiero partir para desarrollar el último elemento de mi argumento inicial con relación al contexto. Nuestro sistema de salud ha estado colapsado por años y de él depende la formación de médicos independientemente de la universidad, pero porque el contexto es importante en la educación médica. Existen muchas teorías del aprendizaje al igual que abordajes para educar médicos, pero su desarrollo se adapta al contexto en el que el futuro profesional se va a desarrollar. Las universidades no nos forman para pensar que podemos encontrar la cura del cáncer y para esto voy a usar de ejemplo el ‘’chumbo bag’’. El ‘’chumbo bag’’ o dreno pleural artesanal es una alternativa ante la falta de ese equipo médico en algunos hospitales del país. Simplificado con este ejemplo, estamos siendo formados para encontrar soluciones a problemas que les correspondería a las instituciones gubernamentales solucionar y en el proceso muchas mentes brillantes se pierden.


Lo cual nos regresa a la interrogante inicial, ¿Deberías estudiar medicina en Honduras? A pesar de todo lo anterior la respuesta es sí.


Muchos se preguntarán como después de todo lo expuesto anteriormente apoyaría la decisión de estudiar en Honduras. A pesar de que las escuelas de medicina no se comparan con las mejores escuelas de medicina del mundo, que a veces creamos que somos de las mejores de Centroamérica y que no haya suficientes empleos para los médicos graduados a pesar de que sean necesarios Honduras sigue necesitando médicos y el mundo sigue necesitando de médicos Hondureños. Al igual que mi argumento anterior este posee el mismo mensaje, pero desde una perspectiva diferente, el mundo necesita de los buenos médicos hondureños soñadores con garra catracha.


Si decides estudiar esta carrera en el país recuerda intentar ser parte del cambio y mejorar la educación médica del país.


Referencias


Hauser, Robert M (2002) "Meritocracy, cognitive ability, and the sources of occupational success." CDE Working Paper 98-07 (rev). Center for Demography and Ecology, The University of Wisconsin-Madison, Madison, Wisconsin




103 views0 comments